SERVICIOS DE SEGURIDAD

Contacta con nosotros
900 535 961
banner

La importancia de la seguridad en los aeropuertos más concurridos durante los meses de verano.

images

Los principales aeropuertos de nuestro país se han convertido en la principal puerta de entrada y de salida para visitantes nacionales e internacionales. Sólo durante los tres meses de verano de 2018, 12 millones de personas pisaron el aeropuerto de Son San Joan (Palma de Mallorca) y 15 millones lo hicieron en El Prat (Barcelona), donde los profesionales de Trablisa son los encargados de velar por nuestra seguridad.  

Ante la ingente cantidad de tráfico de pasajeros procedentes de diferentes lugares del mundo durante la época estival, es necesario garantizar la seguridad de todos los viajeros. Desde Trablisa ponemos a vuestra disposición los recursos necesarios para proporcionar una estancia tranquila en el aeropuerto y un viaje seguro.

Nuestro equipo de la División de Seguridad Aeroportuaria se encarga de cumplir con la normativa vigente y controlar los riesgos debido al considerable tránsito de personas que diariamente pasan por diferentes aeropuertos de nuestro país.

Nuestro cometido es llevar a cabo un proceso de control y seguridad esencial para que los pasajeros disfruten posteriormente de un viaje seguro. Por eso,  tanto los viajeros como el personal de tripulación deben someterse a un control de seguridad.

¿De qué nos encargamos?

  1. Inspeccionar el equipaje tanto de mano como facturado.
  2. Realizar controles de seguridad a los miembros de la tripulación y a los pasajeros.
  3. Asegurar un eficiente y riguroso control de accesos.
  4. Identificar todos los objetos prohibidos.
  5. Implantar nuevas instalaciones técnicas para mejorar la precisión de nuestro servicio.
  6. Control de accesos de personas y vehículos a los recintos aeroportuarios.


Preparados ante cualquier riesgo

  • Tránsito de Personas (multitudes, aglomeraciones …)
  • Transporte de Mercancías (transporte de mercancía peligrosa, documentación correspondiente …)


Los aeropuertos donde operamos se tratan de espacios transitados las 24 horas durante los 365 días del año por multitud de personas, sobre todo durante los meses de verano y otras fechas especiales como, por ejemplo, navidad. Es por esto que las medidas de seguridad deben ser cada vez más minuciosas.

Debido al gran flujo de personas y mercancías que se desplazan durante esta época del año por los aeropuertos españoles, mejorar la eficiencia e incrementar la calidad y excelencia en el trato al pasajero a la vez de garantizar un eficiente servicio de seguridad al público en las instalaciones del recinto, es uno de nuestros objetivos principales.